PIONONO, un bizcocho papal

PIONONO, un bizcocho papal

mg_7001-1024x675

    Pío IX, el último papa-rey, soberano de los moribundos Estados Pontificios, es una figura controvertida de la Iglesia católica, y las opiniones que circulan por doquier sobre su persona y su papado son de lo más contradictorias. El asunto se agrava cuando Juan Pablo II beatifica conjuntamente a Pío IX y a Juan XXIII. Entonces ya se habla del papa bueno y del papa malo.

Grunewald, Establishment of the Santa Maria Maggiore in Rome, 1517-1519.

Grunewald, Fundación de Santa Maria Maggionre en Roma 1517-1519.

    Italia siempre ha tenido una política convulsa y difícil de entender. Nos falta aún distancia cronológica para valorar la guerra del Papa Pío IX, o PIO NONO en italiano, contra cuestiones como las doctrinas socialistas o el liberalismo.O su encendida posición para instaurar el dogma de la Inmaculada Concepción.

   Con Victor Manuel II de Saboya la relación caminó desde la excomunión hasta el perdón. El gueto judío de Roma fue abierto y luego cerrado. Se habla de sus propósitos liberalizadores en su pugna constante contra la difícil curia romana. Esto nos suena ahora de actualidad, después de la elección del Papa Francisco.

    Huyó disfrazado hasta los brazos de las monarquías europeas en Gaeta cuando se proclamó la República italiana. Se posicionó de modo férreo prohibiendo a los católicos participar en los sufragios. Reflexionó sobre la doctrina social de la Iglesia aunque no fue él quien la inició, lógicamente, pues el asunto de las condiciones del obrero y del inicio del tejido industrial europeo no lo podían sustraer del problema. Que sean los expertos los que analicen su obra y sus encíclicas. Al resto se nos hace difícil valorar desde el siglo XXI al Papa Pío IX.

ITALY. Rome. 1958. Palm Sunday at Santa Maria Maggiore church.

Roma, Domingo de Ramos en Santa Maria Maggiore, 1958

    Los biógrafos hablan de su buen talante y su alegre carácter. El viajero se sorprende cuando entra en la maravillosa Basílica de Santa Maria Maggiore y ve la estatua brillante del Papa Pio Nono orando ante las reliquias del Pesebre de Jesús, que se veneran en esta iglesia imperdible.

basilica-di-santa-maria pesebreBasílica de Santa Maria Maggiore, Reliquias del Pesebre

   Su actitud beatífica y sonriente, su corpulencia y su aspecto digamos humilde nos reconcilia con la figura de un papa polémico.

santa-maria-maggiore-escultura-pio-ix

   La anécdota que traemos hoy es un BIZCOCHO PAPAL, el PIONONO, sobre el que corren diversas historias en torno a su origen.

33378f99829120c00b4cdebebd14cfd7

   Dada la estatura y corpulencia de Pío IX, muchos dicen que este delicioso plato gordito y goloso es en su honor. Otros, más refinados, hablan de que cuando se corta esta especie de brazo de gitano pontificio, se puede ver el dibujo de una tiara papal.

tiara

   En cualquier caso, en mi casa, yo triunfo siempre con este plato, y aunque corren muchas recetas y filiaciones sobre él, me permito ofrecer mi particular PIONONO, con el que se lucirán por módico precio y mínimo esfuerzo. Es un plato vistoso y versátil. Échenle imaginación y practiquen el imaginativo arte de la FARSA, del relleno.

                Aquí,  nunca mejor dicho, DE GUSTIBUS NON EST DISPUTANDUM.

RECETA DE PIONONO

       Si se les da bien el asunto de hornear bizcocho, hágase entonces una plancha de bizcocho como para Brazo de Gitano. Si les pasa como a mí, que no confío en mis mañas, acudan a una pastelería, que los hacen en un periquete y son muy baratos.
    Esta plancha de bizcocho tendrá por el anverso una textura fina y pastelera, y por el reverso otra esponjosa. La más esponjosa y porosa quedará por fuera para que absorba lo que pondremos al final.
     Úntese el anverso con una buena capa de un batido de una caja de quesitos en porciones con una pizca de leche para que liguen bien. A continuación cubrir la capa de quesito con lonchas finas de jamón de York.
     Con mucho cuidado enrollar la plancha apretando un poquito teniendo cuenta de no romperla.
      Luego untar el brazo generosamente con mayonesa. Disponerlo en una bonita fuente y adornarlo: pueden ponerse anchoas y aceitunas por encima y queda muy elegante rodearlo ya en la fuente con lechuga o escarola bien picadita salpicada con trocitos de rabanitos. Listo.

 h0165b

About these ads

Acerca de maiteximenez

Profesora de Latín y Griego de Secundaria. Me gusta viajar. Adoro la música.
Esta entrada fue publicada en COMEDOR, CUADERNO DE VIAJE, HIC ET NUNC, ROMA y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a PIONONO, un bizcocho papal

  1. Pingback: PIONONO, un bizcocho papal | Grand Tour | Scoop.it

  2. ¡Qué post más delicioso! En Chile y Colombia le llaman “brazo de reina”.

    ¿Saben cómo murió Pío Nono?
    Arrollado :)

    Me encanta tu blog. Saludos

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s