UNA CENTAURESA EN OURENSE

UNA CENTAURESA EN OURENSE

47d8245cd94b83c4c5763d262dee8bec

¡Que hermosas son las centauresas, aun solo considerando su parte equina: las unas han crecido como yeguas blancas, otras se han combinado con una yegua baya, o de pelaje variopinto, pero todas resplandecen como la mayoria de yeguas! Hay tambien una centauresa hija de una yegua negra y ese contraste de colores confiere mas belleza al conjunto.
Filóstrato el Viejo, Descripciones de cuadros, 2, 8,2
rodinA. Rodin, Centauresa

Razona bien el viejo Filóstrato cuando dice que estas fascinantes criaturas mixtas no solo tienen que ser machos.

Hemos conocido CENTAUROS famosos, como por ejemplo el educador de héroes Quirón,  o el antagonista de Hércules Neso, el de la túnica asesina. Todos machos.

napoli

Pero resulta obvio que no nacieron de los bosques, de las piedras, de Zeus, o del hijo de Ixión cuya lujuria zoofílica cubrió a hermosas yeguas. Por eso los CENTAUROS necesariamente tuvieron unas madres iguales a ellos y también unas esposas hembras.

57amoresdecentaurosRubens, Amores de centauros

Continúa relatando el filósofo los parajes del Monte Pelión, con sus bosques de fresnos para hacer lanzas, sus grutas y fuentes y sus criaturas mixtas:

CENTAURESAS

le-couronnement-de-venus-mosaique-du-ive-siecle-ap-j-cCoronación de Venus, s. IV (Museo del Bardo-Túnez)

   Las CENTAURESAS son como las náyades o como las amazonas, pero con su parte inferior equina, detalle que no impide que su belleza resplandezca igual que otras criaturas divinas. Es más, según Filóstrato, sucede que su aspecto de mujer se realza mucho más.

14833723670ca6f160f265602dae88f1

Es archiconocida la ferocidad de los centauros machos. Sin ir más lejos, en las bodas de Pirítoo y Laodamia, que estaban a la sazón emparentados con estas extrañas criaturas. En el banquete los centauros se emborracharon y violaron a las mujeres lápitas.

frontonoeste-2Olimpia

Los hijos de la nube son feroces, sin civilizar, presa del instinto más básico. La frescura y la hermosura de las jóvenes lápitas los alteró aun más.

En medio de esta locura también cabalga el bello centauro CÍLARO. Sus dones son cantados por el poeta Ovidio como si fuese un auténtico efebo:

Tenía la barba incipiente, la barba era del color del oro, y una cabellera de oro le caía de sus hombros humanos sobre sus manos equinas. En su rostro había gracia y fuerza; el cuello, los hombros, las manos y el pecho eran muy semejantes a las esculturas de artistas famosos, y lo mismo todo lo que tenía de hombre.
Ovidio, Metamorfosis XII, 394 ss.

motero-sexy

   HILÓNOME fue la única CENTAURESA que consiguió poseerlo, con sus caricias, con su amor y con sus declaraciones de amor.

kyllarosbig2

Cílaro
female-centaur2Hilónome
También se ocupa del ornato de él, en la medida en que puede haberlo en aquellos miembros: de que su cabellera esté alisada por el peine, de que se ciña unas veces de romero, otras de violetas o de rosas, y a veces lleve blanquísimos lirios, de que se lave la cara dos veces al día en los arroyos que se deslizan de la cima del bosque de Págasas, y dos veces sumerja el cuerpo en el río, y de que no cubra su hombro o su flanco izquierdo con otras pieles que las elegantes y de animales selectos.
AMBOS SE AMAN POR IGUAL.
Ovidio, Metamorfosis, XII, 408ss

1968-centaur

En el fragor del horror, del asalto de las mujeres lápitas, una jabalina atravesó a Cílaro. No se sabe de dónde llegó. La joven esposa intenta reanimar a su marido moribundo, pero es en vano. No puede resistir el dolor y arrojándose sobre el arma que había herido a su amor, Hilónome murió abrazada a él.

1a-hylonome-and-cyllarus

Las CENTAURESAS parecen resucitar en la Edad Media, recogidas en el repertorio curioso de los BESTIARIOS.

La naturaleza horrenda de los centauros machos está lejos de la HUMANIDAD de estas criaturas hembras que se pasean por los códices iluminados.

Lo distinto llama la atención.

Esto de que tengan la parte inferior como un animal…

La intriga que despiertan es similar a la de las SIRENAS

manuscrito-flamencoManuscrito flamenco

Su humanidad llega a cotas tan altas que las CENTAURESAS son presentadas en el acto de amamantar a sus crías.

6a00d8341c464853ef019101b925e2970c-500wiPsalterio Rutland (s.XIII)

En el delicado CLAUSTRO DE SAN FRANCISCO de OURENSE, los capiteles están llenos de movimiento, sensibilidad y fantasía.

img_20160123_174408Foto Maite Jiménez 2016

Nuestra especial CENTAURESA ourensana entorna los ojos para la CAZA, respira hondo porque las fieras están muy cerca. En los bosques gallegos hay muchos lobos. Con suma habilidad, dispara su arco:

img_20160123_173910 img_20160123_173910_edit_edit

Fotos Maite Jiménez 2016
He visto, entonces, raros ojos fijos en mí:
los vivos ojos rojos del alma del rubí;
los ojos luminosos del alma del topacio
y los de la esmeralda que del azul espacio
la maravilla imitan; los ojos de las gemas
de brillos peregrinos y mágicos emblemas.
Amo el granito duro que el arquitecto labra
y el mármol en que duermen la línea y la palabra…
Ruben Darío, Coloquio de los centauros

j7odenc

Anuncios

Acerca de Maite Jiménez

Profesora de Latín y Griego de Secundaria. Traductora. Me gusta viajar. Adoro la música.
Esta entrada fue publicada en CUADERNO DE VIAJE, GRECIA, LIBRI, MEDIEVO, MITOS, REFERENCIAS CLÁSICAS, ROMA y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s